Edición Nro: 2824

Cultura Turismo

Grecia, magia, historia. Mito y realidad

Mykonos, un viaje hacia el interior de la isla, Ano Mera

Mykonos, un viaje hacia el interior de la isla, Ano Mera Los pueblos blancos con sus cúpulas. El perfil de molinos de viento abandonados, iglesias ortodoxas por doquier. Es que casi todas las casas tienen su oratorio o capilla porque existe en Grecia una eximición de pago de impuestos que también colabora con la huella cultural religiosa.

Si bien el atractivo de las playas y el mar azul invitan a hacer playa, en verano, el calor arrecia y poder recorrer en el confort de un auto con aire acondicionado ayuda a pasar las horas más fuertes de calor. Así fue como llegamos al pequeño pueblo de Ano Mera. Sus callejuelas desiertas, al mediodía lo hacía ver como un pueblo fantasma pero en esa soledad encontramos a uno de los monjes del Monasterio de Ano Mera dándonos la bienvenida.
Valió la pena el recorrido, tras 8 kilómetros, el pueblo antiguo más importante de la isla, después de su capital nos sorprendía con su historia y cultura.
En 1542 un grupo de monjes fugitivos, se instalaron y construyeron el monasterio. El edificio fue renovado en 1767, conservando sus líneas rectas, su campanario, su cúpula de color, su patio con una fuente de mármol y su templo de madera hecho a mano. En su interior también aloja grandes maravillas, como unos bellos iconos del pintor Ioannis Skordilis y un museo donde se exponen distintos trajes religiosos, iconos bizantinos y las primeras campanas del convento.
Entre las atracciones los pequeños bares y las pastelerías típicas griegas. Con suerte, el mercado funcionando con sus productos locales.
Y tras una sesión de fotos, ruta y playa.
 

Autor: Lic. Mirtha Cáffaro | 2020-09-06 17:05:00 | Compartir: