Edición Nro: 2533

El Mundo

AU rápida, segura y con 5G

Moscú y San Petersburgo unidas por una nueva autopista

Moscú y San Petersburgo unidas por una nueva autopista El presidente de Rusia, Vladímir Putin, ha abierto al tráfico la octava y última sección de la nueva autopista M-11 que une la actual capital del país, Moscú, y la llamada capital cultural, San Petersburgo.

La construcción de la M-11, que tiene una longitud de 669 kilómetros, comenzó en 2012 pero las fechas de su apertura, prevista inicialmente para 2018, se han pospuesto varias veces. Las interrupciones se debieron tanto a la búsqueda de fondos como, por ejemplo, a valiosos hallazgos arqueológicos que forzaron ajustes a los planes de los constructores.

El costo total de toda la autopista, según el grupo de empresas estatal Avtodor, ascendió a unos 550.000 millones de rublos (8.600 millones de dólares) entre inversiones privadas y gubernamentales.
Ahora la velocidad máxima permitida a lo largo de toda la M-11 es de 110 kilómetros por hora, con una sola una sección donde se incrementa a 130.

Pero incluso antes de la habilitación completa, la autopista se convirtió en la más segura de Rusia. En gran parte debido a esto, especialistas de Avtodor ―a cargo del proyecto― están considerando la posibilidad de aumentar la velocidad máxima permitida a lo largo de toda la carretera a 130 kilómetros por hora en la primavera del próximo año.

Esto significa que en un futuro próximo el viaje entre las dos capitales rusas será aún más corto, aunque ahora el tiempo promedio de viaje no excede las 5,5 horas.

La tarifa en toda la autopista para automóviles de pasajeros es de 1.820 rublos (28 dólares) en un día laborable y 2.020 rublos (31,5 dólares) durante el fin de semana. Los conductores con un sistema especial de pago instalado tienen que pagar 1.331 rublos (20 dólares) y 1.494 rublos (23 dólares), respectivamente. 

Autor: Redacción | 2019-11-27 17:57:00 | Compartir: