Edición Nro: 2390

El Paí­s Política

Adversidad presente proyectando futuro

Cambiemos pierde en once provincias.

Cambiemos pierde en once provincias. El peronismo ganó 11 gobernaciones, los partidos provinciales 3 y el Gobierno solo triunfó en Jujuy. La oposición justicialista se fortaleció con el triunfo de Omar Perotti en Santa Fe. La única victoria del oficialismo fue la de Gerardo Morales, que obtuvo su reelección en Jujuy

A la espera de los comicios en la provincia de Buenos Aires, la Capital Federal y Mendoza, distritos claves para determinar si Mauricio Macri obtiene su reelección o si Alberto Fernández regresa a la Casa Rosada como Presidente, el peronismo ratificó su poder en once gobernaciones, mientras que los partidos provinciales obtuvieron tres victorias y el Gobierno apenas logró retener Jujuy.

PUBLICIDAD

inRead invented by Teads
La batalla interior

En el norte argentino, la proyección es que los votos justicialistas vayan hacia la fórmula Fernández-Fernández, con la excepción de Jujuy, que es gobernada por Gerardo Morales y su peculiar coalición de partidos. El peso del padrón electoral norteño es relativo, pero todos los votos suman en una disputa presidencial con final abierto.

Juan Manzur inclinará Tucumán hacia Alberto Fernández, al igual que su antecesor José Alperovich, que gobernó durante doce años (2003-2015) y ahora se odian a muerte. La suma de Manzur y Alperovich asegura una victoria peronista frente a Mauricio Macri-Miguel Ángel Pichetto.


Gildo Insfrán, obtuvo su sexta reelección en Formosa, y siempre ha jugado con el presidente justicialista de turno. Arrancó con Carlos Menem en 1995 y terminó con Cristina Kirchner en 2015. Insfrán soslaya a Macri, repudia la conversión pragmática de Pichetto y apoya la elección de Alberto Fernández. No hay una sola chance que la fórmula Juntos por el Cambio derrote en Formosa al Frente de Todos. 

Autor: redacción | 2019-06-17 19:12:00 | Compartir: