Edición Nro: 2145

Turismo

Conociendo Arabia saudita

Riad entre el pasado y el futuro

Riad entre el pasado y el futuro La capital de Arabia Saudita ofrece un contraste arquitectónico y cultural entre el centro histórico y la modernidad futurista de sus torres en el corazón económico de la ciudad más importante del mundo árabe.

La ciudad de Riyadh fue reconquistada en 1902 por el Rey Ibn Saud de la familia Al Rashid, y estableció el moderno Reino de Arabia Saudita en 1932, con Riad como capital de la nación.

Olaya es la zona comercial y residencial de la ciudad, ofrece a los turistas alojamiento, restaurantes, entretenimiento y compras de diversos productos. El Kingdom Centre, Al Faisalyah y Al-Tahlya son los lugares más reconocidos de la zona.

El Kingdom Centre en Riad es el rascacielos más alto de Arabia Saudita. Con una altura de 302 m, es el 37º edificio más alto del mundo. La torre está construida en un área de 94.230 metros cuadrados, mientras que todo el centro está construido sobre una superficie total de 300.000 metros cuadrados. La torre da acogida a la mezquita más alta del mundo.

El edificio es propiedad de Al Waleed Bin Talal, un príncipe de la familia real saudita. El coste total del proyecto era de 1.717 mil millones de SR. El Kingdom Centre está situado en la calle Al-Urubah, entre la calle King Fahd y la calle Olaya, en el creciente distrito de negocios de Al-Olaya. El rascacielos ganó en 2002 el Emporis Skyscraper Award, seleccionado como "el mejor nuevo rascacielos del año por su diseño y funcionalidad". Un centro comercial de tres plantas, que también ganó un premio por el mejor diseño principal, se encuentra en el ala este. La apertura que corona el rascacielos se ilumina cada noche con distintos colores.
La torre Al Faisaliyah o Al Faisaliyah Center es uno de los edificios emblemáticos de la ciudad, y fue el primer rascacielos construido en Arabia Saudita, y actuamente el tercer edificio más alto en el país después del Kingdom Centre en Riad y las Torres Abraj Al Bait en La Meca. El balón de oro que se encuentra en la cima de la torre se dice que está inspirado en un bolígrafo. Dentro de la bola hay un restaurante, e inmediatamente debajo de él hay un centro comercial con las marcas más importantes del mundo.
La torre Al Anoud de 145 metros de altura, es un gran edificio comercial de la calle Rey Fahd. Hay planes para construir otra torre similar al lado de la torre actual con el mismo nombre. La torre es propiedad de la Princesa Al-Anoud y dirigida por varias empresas de Arabia Saudita.
Este castillo-palacio Al-Masmaj es uno de los edificios que conforman el Centro Histórico Rey Abd al-Aziz y fue construido alrededor del año 1865 bajo el reinado de Mohammed ibn Abdullah ibn Rasheed (1289-1315), el gobernante del territorio de Hail, quien había derribado el control del clan rival de la Casa de Saud. En enero de 1902 Ibn Saud, que vivía en el exilio en Kuwait logró capturar la fortaleza de Masmak desde su guranición en Rashid. El evento, que restableció el control de la casa Saud de Riad, ha adquirido un estatus casi mítico en la historia de Arabia Saudita, por sus tintes heroicos y por la valentía del futuro rey Abd Abdulaziz Ibn Saud.

La torre Al-Mamlaka (el Reino), de reciente construcción, el Jardín Botánico de la Universidad Rey Saud. Alberga 50 embajadas, 32 pertenecen a los estados de la Liga Árabe. La torre de la televisión de Riad construida entre 1978 y 1981, de 170 metros de altura, con un observatorio en lo alto de la torre.

Riad puede ser considerado como una de las ciudades de negocios más grandes de Oriente Medio. A partir del 2017 el gobierno se abrió al mundo y permitió tramitar una visa turista para ingresar al país en paquetes turísticos con guía.

La apertura al turismo es parte del proyecto "Visión 2030", con el Príncipe Heredero Mohammed a Salman para que el país se ajuste al futuro y expanda la economía. El gobierno apunta a 1,5 millones de turistas al año para 2020, actualmente hay 200.000 al año, sin incluir a los peregrinos.

La mejor excursión desde Riad es ir a conocer las ruinas de la histórica ciudad de Diriyah (20 kilómetros al noroeste de Riad). Este enclave fue centro de poder de la familia Saud, y desde aquí partió la gran reforma islámica de mediados del siglo XVIII. En su momento fue la ciudad más grande de la Península Arábiga, hasta que fue destruida en el siglo XIX por los turcos.

Para tener en cuenta:

El clima de Riad suele ser seco y bastante caluroso, aunque llueve con asiduidad entre los meses de febrero y mediados de mayo. En verano las temperaturas suelen ser muy extremas, llegándose incluso a los 45 grados. Sin embargo, en invierno hace bastante frío, especialmente por las noches, cuando bajamos de los cero grados. Para viajar a Riad se recomienda hacerlo entre los meses de octubre y mayo. El verano resulta insoportable.

Las normas son muy estrictas, siguen la tradición y es necesario ajustarse a ellas para no tener problemas. No es correcto vestir pantalones cortos ni camisas de manga corta.

La vida nocturna es prácticamente inexistente en la ciudad.

No se sirve nada de alcohol, está prohibido. 

Está prohibido el juego de azar y apostar.

Para movernos por la ciudad hay una flota de autobuses, aunque hay que tener en cuenta que están separados para hombres y mujeres. La mejor opción para moverse por Riad son los taxis (color blanco). Cuentan con taxímetro y son relativamente baratos. El centro histórico es mejor recorrerlo a pie.

Los bancos cuentan con una sección para las mujeres, con entrada distinta a la habitual.

Es un país de religión islamista extrema, así que no llevéis ni crucifijos, ni biblias ni nada parecido, pues os lo confiscarían inmediatamente en el aeropuerto.

Los comercios y todo tipo de tiendas cierran durante las horas de rezos (05.00, 12.00, 15.30, 18.00 y 20.30 horas).

El Aeropuerto Internacional Rey Khalid está situado a 35 kilómetros de la ciudad. Desde el aeródromo hay que tomar un taxi que, por unos 80 riyales saudíes (16 euros) hacen el trayecto al centro.


 

Autor: Redacción | 2018-10-15 06:07:00 | Compartir:

Imágenes

Riad entre el pasado y el futuro Riad entre el pasado y el futuro Riad entre el pasado y el futuro Riad entre el pasado y el futuro