Edición Nro: 2118

También malos

Seguimos siendo caros

Seguimos siendo caros Pese a la devaluación, los precios en los supermercados siguen más caros que en Europa, Estados Unidos o Brasil. La brecha de precios entre productos similares continúa a pesar de la suba del dólar de las últimas semanas.

 Solemos pensar que somos inviables. Económicamente lo somos. A pesar de la devaluación del peso durante la primera parte del año en la Argentina, llenar el changuito en los supermercados puede ser más caro que en Brasil, Estados Unidos o incluso Inglaterra, un país con un alto costo de vida, aunque se trate de productos similares.

La sorpresa es que en algunos rubros de alimentos continúa habiendo diferencias de precios, desfavorables para el consumidor argentino, aunque el valor del dólar haya subido. De acuerdo con una comparación de precios realizada por Infobae entre cadenas locales con venta online y otras de Estados Unidos, Inglaterra y Brasil, un litro de leche larga vida de primera marca que en Buenos Aires se paga $38,79, en los supermercados de Londres se consigue por precios que van desde $18,60 a $33,50 y en Brasil por $24,50. Frente a los Estados Unidos, la Argentina sale perdiendo en la comparación con a las grandes botellas de leche (en galones) pero es similar cuando se compara con envases de cartón de medio galón (unos 1,89 litros) de una marca super premium.

Los empresarios formadores de precios hacen su negocio a "como de" y en ese deterioro de la relación con la sociedad los que perdemos somos todos.

Autor: redacción | 2018-06-11 09:45:00 | Compartir: