Edición Nro: 2366

El Mundo

Éxodo y genocidio

Persecución, violencia y desplazamiento

Persecución, violencia y desplazamiento La huida masiva de musulmanes rohinyás de Myanmar (la antigua Birmania) es ya la peor crisis de refugiados desde la década de los 90 y el genocidio de Ruanda. Así lo consideran la ONU y Bangladés, el país que ha recibido ya a un millón de rohinyás.

600.000 personas han huido de la violencia y la persecución en el estado de Rakáin desde el pasado 25 de agosto, que se han sumado a los 400.000 miembros de esa minoría musulmana que ya vivían en Bangladés tras olas de violencia anteriores.

"Hay pocos precedentes de la magnitud de esta crisis salvo si nos remontamos a la década de los años 90 en cuanto al ritmo y tamaño", ha aseugrado el alto comisionado de la ONU para los Refugiados, Filippo Grandi.
El embajador de Bangladés ante la ONU, Shameem Ahsan, ha advertido que la llegada y presencia de tantos refugiados en Cox´s Bazar, distrito cercano a la frontera con Birmania, ha creado "una masiva presión social, económica, demográfica y ambiental sobre el país".
"Pese a lo que se diga, la violencia en Rakáin no ha parado. Miles de rohinyás aún entran a diario", ha declarado Ahsan. "Se trata del éxodo más rápido de un solo país desde el genocidio ruandés en 1994", ha añadido. 

Autor: Redacción | 2017-10-24 08:20:00 | Compartir: