Edición Nro: 108831

Turismo

Chau Barrio Rojo

La depreciación del sexo llegó a Amsterdam

La depreciación del sexo llegó a Amsterdam El mundo no para de cambiar y le llegó la hora al famoso Barrio Rojo de Amsterdam La vidriera legal europea de la prostitución. Un paseo pintoresco en el que lo variopinto tenía lugar preponderante.

La oferta hace a la demanda, ¿será verdad que el sexo está en baja? o simplemente la sociedad va por un camino políticamente correcto.
El famoso Barrio Rojo de Amsterdam, uno de los puntos más visitados y mencionados cuando se hablaba de Amsterdam viró su fisonomía por un paseo más cool en el que el arte y la gastronomía toman sus calles y crean una nueva oferta.
La ubicación privilegiada, en el centro histórico de la ciudad, pintorescas casas de pescadores, sobre el dique de Amsterdam, que se construyó para proteger a la ciudad de las mareas. Se encuentra delimitado por la plaza Dam y la calle Damrak al oeste y por la plaza Niewemarkt al este.
Aparte de las famosas prostitutas, el Barrio Rojo presenta una variedad de Sex Shops o el Museo Erótico de Ámsterdam. Los coffee shop seguirán existiendo y llamarán la atención de muchos cuando solo se puede fumar marihuana en todas sus formas y variantes y no un cigarrillo industrial "nocivo para la salud".

La nueva cara del Barrio Rojo

El ayuntamiento de Ámsterdam trabaja está creando nuevas oportunidades para darle un nuevo futuro al centro de la ciudad. El proyecto 1012 tiene como objetivo eliminar el crimen y la corrupción en el centro histórico, reduciendo el tipo de negocios propicios al crimen y permitiendo la prostitución en dos zonas determinadas. En colaboración con los residentes, propietarios de negocios e inversores locales, el ayuntamiento trabaja para reforzar el carácter único de este área y estimular su renovación económica.

Ahora jóvenes artistas exhiben sus pinturas, esculturas y prendas detrás de las célebres vitrinas.
La nueva área popular, limpia, con estudiantes y hipsters, con bares de mejor calidad, restaurantes y tiendas de prendas exclusivas y cachivaches se posicionan en su nueva fisonomía.
Los bares alternan con los coffee shops y las ofertas gastronómicas. Entre ellas, el café Koffieschenkerij, detrás la iglesia más vieja de la ciudad, en medio del Barrio Rojo. El Quartier Putain, el Koko Coffee & Design, la tienda de café en la que se ofrecen selectos diseños escandinavos y holandeses. El Cut Throat Barber Brunch & Bar, De Prael, Porem, donde se ofrecen cocteles de primer nivel, preparados y servidos por bartenders también de primer nivel.

Dum Dum Palace, localizado en Zeedijk, compite con algunos de los restaurantes asiáticos de la zona, como Nam Kee. Se llena todas las noches.

Mata Hari fue uno de los primeros restaurantes en abrir sus puertas en el Barrio Rojo cuando comenzó la limpieza. Es un restaurante acogedor, que sirve comida local y de temporada y tiene una de las mejores terrazas del barrio.
Cannibale Royale para los los amantes de la carne se sienten en casa aquí, donde además encuentran cervezas exóticas y vinos finos.
Latei lleva muchos años vendiendo sándwiches y tortas deliciosas. Su atmósfera es como la de una tienda antigua.
Stach, una cadena de comidas con 11 sucursales en la ciudad. Venden ensaladas frescas, sopas y otras comidas junto con cerveza artesanal, barras de granola y pan orgánico.
Así, Amsterdam renueva su oferta turística, habrá que agendarla para los futuros viajes.

 

Autor: Redacción | 2017-05-21 16:59:00 | Compartir: